Las normas de protocolo que toda celebración debe seguir

Tanto si vas a celebrar una boda, una comunión o un bautizo debes seguir una serie de normas de protocolo presta atención porque te las acercamos.

Invitaciones con antelación suficiente

Las invitaciones siempre deben enviarse con un plazo de tiempo que ronde entre los tres y los seis meses. Es más que suficiente para que tus seres queridos puedan organizarse y a la vez les permitirá tener presentes que en no demasiado tiempo tienen una celebración a la que asistir. Si mandas la invitación con menos tiempo quizá no todo el mundo pueda asistir así que tenlo en cuenta y facilita esta tarea a tus invitados con algo tan sencillo como esto. Además en el caso de que se trate de la invitación a una boda debes saber que los datos de la novia siempre van en la parte izquierda mientras que los del novio se colocan en la derecha.

La lista de regalos sí, pero a su debido tiempo

Aunque ya hayáis anunciado el evento, ya sea una boda o una comunión, no hagáis la lista antes de enviar la invitación. En el caso de que vayas a decantarte por esta opción será mejor que mandes la invitación con seis meses de antelación y luego informes de la lista, estarás dando unos meses más a tus invitados y seguro que los más rezagados lo agradecen.

Muestras de agradecimiento

Aunque tengas una celebración con bastantes invitados planea un tiempo para dar las gracias a todos ellos personalmente conforme vayáis recibiendo los regalos. Es un gesto personal que tus invitados agradecerán y no te costará demasiado tiempo. Un sencillo mensaje cariñoso será más que suficiente. ¡No te saltes este bonito gesto!

Orden en la ceremonia

Durante la ceremonia tanto si es por la iglesia como si te casas por lo civil, la novia irá en la parte izquierda, junto a la madrina. Por su parte, el novio estará ubicado la derecha, junto al padrino. El resultado será el siguiente: los testigos de la novia estarán a la izquierda y los testigos del novio a la derecha. Este es el orden protocolario.

Un gesto significativo

Más que una cuestión meramente protocolaria este punto es un gesto bonito que seguro valorarán tus invitados. En el caso de que celebréis la boda en otro emplazamiento diferente al de la posterior celebración, en cuanto acabe la ceremonia en sí, id hasta el lugar de celebración. Así tendréis más tiempo para saludar a todos vuestros invitados y hablar un rato con ellos.

Por último no te olvides que organizar cualquier evento requiere de buenas dosis de planificación que permitan cuidar hasta el último detalle, como pueden ser los regalos de boda, los regalos de comunión, o los regalos de bautizo, pero también tiene una parte de protocolo que no se puede obviar. Si en este sentido estás algo más perdida no te preocupes sólo tendrás que seguir las clave que te hemos acercado que harán que tengas una celebración. sea del tipo que sea, perfecta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.