Lanluma, el aliado perfecto para unos glúteos perfectos

Con el buen tiempo empezamos a ir más ligeros de ropa. El verano está a la vuelta de la esquina y son muchos los que quieren acabar con la celulitis y mejorar sus glúteos para lucir perfectos en bañador. Por ello, en el mercado encontramos algunos tratamientos que nos ayudarán a tener unos glúteos perfectos para el verano, tal es el caso de lanluma.

¿Qué es y cómo funciona Lanluma?

Lanluma es un inyectable que estimula la producción natural de colágeno, consiguiendo glúteos más lisos, tersos y bien moldeados. Así pues, este tratamiento rellena y moldea los glúteos, creando el volumen necesario para realzar las curvas y la silueta del cuerpo.

Esta técnica está compuesta por ácido poli-L-láctico o PLLA, un polímero descubierto en el año 1930 y que tiene múltiples aplicaciones biomédicas. Además, se trata de un compuesto biocompatible, biodegradable, completamente seguro e inmunogénico.

Gracias a este polímero que trabaja en los niveles más profundos de la piel, se activa la producción natural de colágeno, aumentando el volumen de las zonas a tratar de forma duradera. Además, la bioestimulación provocada por este compuesto mejorará la calidad de la piel de los tejidos blandos, mejorando la calidad y apariencia de la piel de la zona tratada.

Los resultados de Lanluma

El aumento del volumen de los glúteos se observará de forma progresiva, lo cual dependerá de producción de colágeno inducida por el PLLA. No obstante, lo habitual es que los resultados tras la primera sesión de Lanluma se noten después de 6 u 8 semanas, aunque la producción de colágeno continuará durante los 9 o 10 meses siguientes.

Después de 3 sesiones de Lanluma, los resultados obtenidos se mantendrán durante los 2 o 3 años siguientes. Se deberá tener en cuenta que la duración de los resultados obtenidos con este tratamiento podrá verse afectada por una exposición excesiva al sol, el consumo habitual de tabaco o la pérdida de peso.

En cualquier caso, se deberá tener en cuenta que los resultados obtenidos dependen de cada paciente. En concreto, la producción de colágeno inducida por Lanluma dependerá de la edad del paciente, así como de su exposición al sol, de su estilo de vida y de si es consumidor de tabaco.

¿Qué zonas se pueden tratar con Lanluma?

Aunque Lanluma está especialmente pensada para mejorar el volumen y la apariencia de la piel de los glúteos, este tratamiento se puede aplicar a otras zonas del cuerpo. Son las siguientes:

  • Zona facial: mejora las arrugas y la textura de la piel de la cara.
  • Manos.
  • Glúteos: aumenta su volumen y la celulitis y remodela y esculpe los glúteos.
  • Mejora de la celulitis y de la textura de la piel de la zona tratada.
  • Muslos.
  • Brazos.
  • Escote y cuello.

Sin duda, Lanluma es un tratamiento perfecto para perfeccionar o mejorar los glúteos de cara al verano y, además, se constituye como una alternativa idónea a la cirugía. Además, se trata de un tratamiento muy poco invasivo y muy seguro que consigue excelentes resultados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.